Sueños de Cartagena

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on print

No es posible definir a Cartagena. Los historiadores han inventado otra Cartagena que no tiene nada que ver con la verdadera.

– Gabriel García Márquez –

 

Cartagena de Indias es un paraíso. Esa es la verdad. Las personas siempre viajan a Cartagena esperando encontrar unas playas paradisíacas de arena blanca y un mar turquesa. Pero, para su sorpresa se encuentran con eso y más… se encuentran con una ciudad de ensueño. Cartagena también es destino turístico de sol y playa y deportes náuticos, entre otras opciones.

Cartagena es gente cálida  con sabor y pasión. Son calles de piedras rodeadas por casas con paredes de colores que dan sueños de noches de verano. Son paredes estrelladas por colores y arcoíris en sombrillas que decoran las calles.

Nessa Twix © Solkes

 

Es una ciudad repleta de bellezas, tanto modernas como antiguas, con un centro histórico y murallas que contrastan con sus altos y contemporáneos edificios. Es una amalgama del pasado colonial y lo actual, la alegría de su gente y el bello y azul Mar Caribe.

 

Su ubicación

Cartagena de Indias es un distrito ubicado al norte de Colombia sobre las costas del Mar Caribe. Es la capital del departamento Bolivar. La magia de la ciudad reposa en los cimientos de sus fortificaciones, la calidez de su gente y su arquitectura. Esta ciudad es un museo al aire libre.

Desde que se fundó, Cartagena de Indias fue uno de los puertos más importantes de América y trae con sigo una rica historia y un gran patrimonio artístico y cultural. Dada su ubicación, fue blanco de ataques de piratas que pretendían saquear y robar a la administración española de la época. Por eso es que se construyó una fortificación alrededor de la ciudad y, hoy en día, la ciudad amurallada de Cartagena es visitada por miles de turistas al año.

Hace varios siglos, esta ciudad fue conocida como la joya de la corona española. Hoy en día, es una de las más bellas ciudades coloniales de Sudamérica.

Los colombianos también la conocemos como “La Heroica”. Recibió este nombre dado que su gente resistió heroicamente 105 días de hambre y ataques de las tropas del español Pablo Morillo.

 

Descubriendo: Getsamaní, el casco antiguo y Bocagrande.

Para mi Cartagena es sinónimo de aventura, libertad, pasión desenfrenada, noches estrelladas al son de las olas, ballenatos en la playa, diversión y mucho amor. Cartagena tiene un montón de gemas escondidas que te alucinarán.

Nessa Twix © Solkes

Cartagena de Indias tiene varias zonas, y las principales atracciones turísticas se encuentran a una distancia que fácilmente se recorre a pie. Y, recorrerla a pie es una delicia ya que el clima y las personas lo hacen un encanto.

Pero, existen tres zonas básicas en las que se encuentran la mayoría de los turistas. Estas son: el casco antiguo o zona amurallada, el barrio de Getsemaní o la moderna área de Bocagrande.

En el centro histórico y el barrio de Getsemaní se concentran casi todos los puntos de interés turístico y la mayoría de los hostales.

Para encontrar la Cartagena más auténtica hay que ir lejos de los lugares más turísticos (ciudad amurallada y zonas de playa). Si quieres tomarle el pulso a la ciudad, e lugar que visitar en Cartagena de Indias es el barrio de Getsamaní. Este barrio esta situado justo a las afueras de las murallas.

La bellísima ciudad amurallada esta frente al mar Caribe. Sus calles flanqueadas por coloridas fachadas coloniales con balcones de donde cuelgan flores.

Nessa Twix © Solkes

Cada una de las piedras en sus calles evocan notas musicales y novelas de Gabriel García Márquez.

En el centro histórico y el barrio Getsemaní, se concentran casi todas las atracciones turísticas y la mayoría de los albergues.

La ciudad amurallada es un lugar de visita obligada. Es una de las principales atracciones de la ciudad. Una vez allí, es fácil entender por qué fue declarado patrimonio de la UNESCO.

Cuando ingreses a la ciudad amurallada encontrarás muchas cosas que ver y hacer. Puedes ir al Palacio de la Inquisición donde exponen los instrumentos de tortura.

Otro de los lugares es el Museo de Oro Zenú, que exhibe objetos de oro que fueron fabricados por la cultura Zenú antes de la conquista española.

Entrar en la ciudad amurallada de Cartagena es como entrar en una máquina del tiempo y revivir el pasado. Puedes encontrar viejos carruajes transportados por caballos, fachadas que han permanecido intactas, así como los nombres y adornos de las calles.

Por otro lado, tenemos Bocagrande. Este vecindario fue diseñado con altos estándares. Es conocido por tener los hoteles más importantes de la ciudad.

 

Caminando

Para quienes nunca han visitado la ciudad, creo que hacer parte de los Free Walking Tours son una gran opción. Hay Free Walking Tour en inglés y español. En los Free Walking Tours se recorre la ciudad a pie (en algunos casos también se hace en bicicleta) mientras un guía te cuenta sobre la historia de cada lugar por el que se pasa.

Nessa Twix © Solkes

Un recorrido por la ciudad amurallada deja a cualquiera con la boca abierta y la cantidad de fotos será inigualable. Algunos de lo lugares imprescindible a visitar y que son mis preferidos son:

Torre del Reloj y Plaza de Coches: La famosa Torre del Reloj es una de las entradas a la zona amurallada y uno de los símbolos más representativas de la ciudad. Fue instaurada en el siglo XIX. Para las personas que como yo son fans de Gabriel García Márquez: bajo la torre del reloj se puede conseguir primeras ediciones de sus libros.

Museo Naval: El museo está localizado en el casco histórico, entre el Baluarte San Francisco Javier y el Templo de San Pedro Claver, con acceso desde la Plaza de Santa Teresa. El edificio de casi 3.500 metros cuadrados, en una parte se encuentran los salones «republicanos» donde podrás revivir la historia de «Cartagena en el mar Caribe» y en las salas de la “galería naval” podrás conocer la historia de la navegación en maquetas de barco antiguo, antes de entrar de lleno en la tradición marítima de Colombia.

Iglesia San Pedro Claver: Fue construido entre 1580 y 1654 y fue declarado monumento nacional. Dentro de la iglesia, en el altar mayor, se encuentran los restos de San Pedro Claver, un partidario de los derechos de los esclavos.

Convento de Santo Domingo: Un convento del siglo XVI.

Mariana Cortes © Solkes

 

En las costas

Sin duda, uno de los mejores planes es el de ver el atardecer desde la bahía. Desde el Muelle de los Pegasos parten embarcaciones que ofrecen tours de distinto tipo: con cena, con fiesta, viajes cortos, viajes más largos.

Ernesto Vela © Solkes

Las playas de Cartagena te invitan a disfrutar durante horas de diversión y descanso con su refrescante brisa y las aguas tibias del mar Caribe. Nada se compara a saltar en su agua refrescante y llena de posibilidades.

Es posible, y muy recomendable, coger una de las lanchas rápidas y realizar una excursión a las Islas del Rosario. Es un archipiélago compuesto por 43 islas y se encuentra 46 km al suroeste de la ciudad.

La ciudad ofrece un amplio abanico de posibilidades en cuestión de alojamiento. Hay para todos los gustos, desde hoteles de lujo hasta hostales económicos.

A orillas del Mar Caribe y con uno de los cascos coloniales mejor preservados del continente, Cartagena de Indias es uno de los destinos turísticos por excelencia en Colombia.

Sobre la comida

En términos de comida en Cartagena hay de todo. Desde comida típica hasta restaurantes italianos, casas de sushi, food trucks o cevicherías peruanas.

La gastronomía de Cartagena es otra expresión de la riqueza de Colombia. Las alternativas se multiplican para los viajeros que buscan experimentar sabores nuevos y exóticos de la cocina local e internacional. Los platos típicos cartageneros exploran elementos afro, indígenas y europeos.

Si hablamos de comida típica de Cartagena (y a precio popular), en toda la ciudad es posible encontrar menus por 9.000 COP aproximadamente (3 U$D). Si lo de ustedes es la comida al paso, en muchas plazas y esquinas pueden encontrar puestos de arepas.

Otros platos a probar son: Deditos de queso y Bastoncitos de queso (los deditos son fritos y más chicos y estos son horneados y tienen queso arriba también) o arroz con coco.

 

Bajo las estrellas

Al caer la noche, Cartagena es cálida, irradia luz propia, cobra vida y se transforma. La fiesta en esta ciudad es una locura. Tiene una agitada actividad nocturna. La oferta para salir a divertirse y disfrutar de las noches en este lugar, se extiende durante toda la semana, aunque los miércoles y sábados son los principales días para “rumbear”.

Los bares del interior de la ciudad amurallada son buenos lugares donde tomar los primeros tragos. Sin embargo, si quieres vivir una total inmersión en la marcha cartagenera, debes seguir la noche en la Zona Rosa.

La Zona Rosa (zona de marcha de las ciudades colombianas) – de Cartagena se encuentra en la zona de Getsamaní.

Nessa Twix © Solkes

Hay varios bares de reggaetón, música latina e incluso rock, pero el que todo el mundo conoce es el mítico Mr. Babilla, que este año celebra su 25 aniversario. Su cocodrilo, una mascota con mucha más gracia que su hermano francés de Lacoste, es famoso en toda Colombia.

Oficialmente los bares deben cerrar a las 3 de la mañana. Pero, si uno quiere seguir de fiesta lo mejor es preguntarle a los meseros o la gente local y siempre dan la mejor información sobre los afters.

 

Durmiendo y descubriendo

Las opciones de alojamiento son diversas: escoge, por ejemplo, los tradicionales hoteles coloniales o exclusivos hoteles boutique que proporcionan una experiencia única por sus detalles y servicios personalizados y sumérgete en una experiencia realmente inolvidable.

Mariana Cortes © Solkes

El rompeolas de Bocagrande se construyó para evitar el paso de barcos a través de Boca Grande, entre Punta Icacos y Tierrabomba. Esta represa de defensa integra el complejo arquitectónico que fue declarado Patrimonio Histórico y Cultural de la Humanidad por la UNESCO.

La Calle del Arsenal es una de las calles más pintorescas de Cartagena debido a que los cafés, las terrazas, los restaurantes, los bares, las discotecas y las boutiques. La calle nace frente al Centro de Convenciones.

A mi gusto, la noche de la ciudad amurallada vive en La Plaza de Santo Domingo. Allí abundan bares, anticuarios, joyerías, cafés y restaurantes.

Visitar el volcán del totumo es un plan muy divertido para ir ya sea con amigos o con la familia. Este gran atractivo turístico, considerado como una maravilla exótica y natural tiene aproximadamente 20 metros de altura, lodo fluyendo permanentemente, es tibio y denso, e imposible hundirse en él.

 

Viviendo en un sueño

El clima es tropical. Esto significa que las temperaturas no varían mucho durante el año, pero tiene dos estaciones muy marcadas en términos de lluvia. Durante todo el año las temperaturas oscilan entre 28 ° C y 32 ° C (con 90% de humedad). Siempre.

Nessa Twix © Solkes

Para mi gusto, el mejor momento para visitar esta ciudad es la estación seca. Esto significa de diciembre a abril. Yo siempre viajaba el 25 de diciembre y regresaba el 4 de Enero a Bogotá. Pero, es la temporada con el mayor número de turistas lo que hace que los precios sean un poco más altos. La temporada de lluvias es de mayo a noviembre.

Cartagena de Indias entrega todo el encanto de su historia y el legado de ancestros que la hicieron grande y la convirtieron en uno de los destinos turísticos más importantes de Colombia.

Todo nos muestra una ciudad generosa y radiante, con espacios para interactuar con la naturaleza y conocer la cultura.

Monumentos, calles, murallas, casas coloniales y diversos sitios para los gustos de todos los viajeros. Espacios ideales para redescubrir la historia y crear la propia. Este es un pueblo que lleva el sabor del Caribe en sus relatos.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *