Fundación Por una Sonrisa

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on print

Los niños se convierten en lo que uno creemos de ellos.

– Lady Bird Johnson, ex primera dama de Estados Unidos de América –

 

Fundación Por Una Sonrisa © Solkes

Colombia es un país magíco. Tiene lugares y personas encantadoras. Esta en el corazón del continente americano, sobre la línea ecuatorial. Es la puerta de entrada a Sur América. Un paraíso de 365 días, acompañados de un clima tropical en el que no existen estaciones. Hay un lugar para cada persona, es un país en el que vibramos con pasión, fuerza, lucha y compromiso. Ahí todos son contrastes, realidades diversas: las buenas, las malas y las eternas.  En esta ocasión nos centramos en una de las realidades de Buenaventura.

 

Buenaventura

Empezemos por ubicarnos un poco. Buenaventura es distrito y prinicpal puerto de Colombia. Además es uno de los 10 puertos más importantes de América Latina ya que mueve más del 53% del comercio del país.

Este distrito se encuentra ubicado en el departamento del Valle del Cauca y es la segunda ciudad más poblada del departamento después de Cali.

Hacia el sur, Buenaventura limita con terrenos cenagosos. En el norte, limita con los terrenos selváticos del departamento del Chocó. Es un paisaje de selva húmeda típico de la Costa Pacífica colombiana.

La ciudad está dividida en 12 comunas, de las cuales cuatro pertenecen a la zona insular y ocho a la zona continental.

 

Un poco sobre la Sierpe

La Sierpe esta ubicada a tres horas de Buenaventura. El acceso solo es posible por lancha y el costo aproximado es de 200 mil pesos ida y 200 mil pesos vuelta.

Las mujeres se dedican a la piangua y atender las labores dómesticas y a sus hijos. Los hombres se dedican a pescar o a la madera.

Sus 113 habitantes viven en una sola cuadra, sus casas están deterioradas y el andén por donde transitan se encuentra sin pavimentar. Tienen letrinas sanitarias y no cuentan con servicios públicos. Lastimosamente el agua no es potable y el servicio de energía eléctrica funciona de 6:00 pm a 8:00 pm por medio de una planta que genera costos muy altos y solo favorecen a 4 familias.

Fundación Por Una Sonrisa © Solkes

Como si no fuera suficiente, el centro de salud más cercano está en Juanchaco, a una hora y media en lancha, lo cual implica un desplazamiento costoso y complicado. Estas no son condiciones adecuadas para vivir.

 

Fundación por una Sonrisa

Fundación por una Sonrisa es un organización no gubernamental que desde el 2008 trabaja por la niñez de Bahía Málaga. Bahía Málaga es una pequeña localidad conformada por caserios cercanos al municipio de Buenaventura y del despratmanteo del Valle del Cuca en Colombia.

Su objetivo es el de crear un país equitativo y por esto mismo trabajan sin descanso. El cambio lo quieren lograr al impulsar la educación de los más pequeños, su salud y el bienestar de las poblaciones menos favorecidas. Quieren que ellos tengan condiciones dignas y quieren desarrollar proyectos productivos que promuevan su sostenibilidad tanto en el presente como en el futuro.

Fundación Por Una Sonrisa © Solkes

Nosotros tuvimos la oportunidad de ponernos en contacto con ellos y lo primero que nos dejaron saber es su enorme deseo de crear conciencia y responsabilidad social que permitirá lograr cambios significativos y un desarrollo contínuo para nuestro país.

La fundación tiene objetivos sociales muy definidos. Estos son:

1. Conocer las necesidades más sentidas de la población a la cual se desea intervenir.

2. Gestionar y entregar donativos en especie o dinero dirigidos a favorecer solo población vulnerable.

3. Responder a los benefactores de las donaciones suministradas por medio de informes y apoyos fotográficos o requerimientos que estos soliciten.

4. Participar en acciones humanitarias o procesos a beneficio de los menos favorecidos, según la disponibilidad de los voluntarios.

5. Mejorar las condiciones de educación de la población.

Laura Viera A: Como y cuando nació esta iniciativa?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Trabajaba para la Armada Nacional ARC Málaga, como Jefe de Comunicaciones y relaciones con las comunidades. En este último rol desarrollamos con el Comandante de la Base Naval varios proyectos a beneficio de las comunidades indígenas y afrocolombianas, entre ellas la Sierpe, la comunidad por la cual nace Fundación Por Una Sonrisa, una población amable, y con ganas de superarse.

Laura Viera A: ¿Por qué se creo?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Por Dios, fue su propósito desde un inicio y con los años Fundación Por Una Sonrisa es lo que es por Él.

Inicialmente, el proyecto de Vásquez Benavides era trabajar durante 1 año para la Armada Nacional, pero pasaron 3 años. Además de esto, ella debía culminar una especialización en Cali. Sin embargo, ella era consciente que al retirarse muchas cosas con las comunidades no se retomarian porque también había traslado del Comandante. Teniendo esto en encueta y fue así com gracias a la ayuda de un muy buen amigo se contituyeron legalmente.

Impulsar la educación fue su foco inicial. Sin embargo, tuvieron que dar un paso atrás porque era necesario profundizar en otras problemáticas como las viviendas y la alimentación de los pequeños, quienes no asistían a clase porque sus casas eran precarias e inseguras, y muchos de ellos sólo se alimentaban una vez al día.

Teniendo en cuenta esta precaria situación empezaron a gestionar recursos vendiendo mochilas, camisetas y realizando actividades para recaudar el dinero y comprar cemento, tejas, ladrillo entre otros, una vez el material llegaba a la comunidad hombre y mujeres se unían aportando su conocimiento y mano de obra para ir construyendo las viviendas que estaban a punto de derrumbarse.

 

Los programas de ayuda

Al tratar con una temática tan complicada en nuestro país son concientes de que trabajar en equipo es necesario. Pero, para poder lograr sus objetivos han desarrollado porgramas claros, definidos y estructurados.

Laura Viera A: ¿Cómo funciona el programa Apadrina una Sonrisa?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Por medio del programa Apadrina Una Sonrisa y la gestión de mercados, y con la ayuda de las mamitas de los niños quienes se turnan para cocinar, se entrega a cada chico 1 desayuno y un almuerzo de lunes a Viernes durante todo el año sin importar vacaciones etc.

Laura Viera A: ¿Por qué es importante velar por la salud y el bienestar de las poblaciones menos favorecidas buscando que vivan en condiciones dignas?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Nosotros deseamos llevar el ejemplo de Jesús llevando servicio y amor al prójimo. Dios decidió que fuera la Sierpe donde las ayudas no llegan e incluso es una población que muchos desconocen. Hoy son testimonio de solidaridad y serán multiplicadores, ellos son nuestro prójimo y por eso velamos por sus necesidades básicas, en eso consiste nuestro paso por el mundo el ayudar y amar.

Laura Viera A: Hablame un poco del proyecto Entregando algo de ti.

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Claro! Entregando algo de ti: Parte de la filosofía de compartir con el prójimo lo que tienes, no lo que te sobra, partiendo de ellos recibimos mercados, útiles escolares, material de construcción y ropa o regalos nuevos. Ellos como nosotros nos gusta recibir cosas buenas o nuevas y Dios así nos lo concede, y desde aquí nace nuestra filosofía.

Fundación Por Una Sonrisa © Solkes

El comedor escolar es uno de los proyectos más nuevos que tienen. Dado que muchos menores no tienen un espacio para tomar sus alimentos y lo hacían en el suelo, crear un comedor social fue una idea necesaria. A raíz de esta situación se decidió poner manos a la obra y trabajar en equipo.

Cultivando deportistas tiene como objetivo el fomentar el deporte como actividad sana en la vida de nuestros pequeños les ayudará a construir valores y a ser disciplinados.

El programa Construyendo sonrisas con futuro, busca mejorar las condiciones de vida de muchas familias que se ven obligadas a vivir en medio de plásticos, madera deteriorada por el trópico, tejas en mal estado, entre otras grandes dificultades.

Hasta el momento nada ha sido fácil. Pero, muchas cosas han sido dificiles o han hecho de alguna manera el camnino más complicado. Ejemplo de ello es la indiferencia de muchas personas, el gestionar ante entidades gubernamentales y la falta de recursos mensuales.

 

Los sueños y las pesadillas

Laura Viera A: ¿Qué quieren lograr?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: Dejar un legado de servicio y amor, que muchas personas se contagien y esto se multiplique.

Hay mucho objetivos por lograr. Y, aqunue hasta ahora el camino no ha sido fácil y lo que falta es largo y lleno de retos tanto Ángela como el equipo de voluntarios que hacen parte de la fundación estan dispuestos a trabajar por ellos.

A corto plazo quieren mantener la alimentación de los niños de manera permanente con recursos estables mensuales. A mediano plazo quiere contruir 3 viviendas, uniformes completos Y ojala algunas clases extras como inglés, sistemas, etc. A largo plazo, quisieran tener un lugar de paso en Cali para los chicos que culminan bachillerato y puedan ubicarse en Cali para sus estudios de pregrado.

Todo el tiempo, hay realidades que pueden convertirse en pesadillas. Situaciones como la falta de energía o la falta de agua potable, son absurdos porque viviemo en el siglo XXI y no hay derecho para eso. Problemas con los servicios de salud, ver los niños enfermos y no tener los recursos inmediatamente para ser trasladados. Ver como se derrumba una casa por un aguacero, tener sed.

Al hablar con ellos queda en evidencia una vez más la importancia de cultivar el deporte entre los menores. Son espacios de aprendizaje, actualmente los entrenamientos de fútbol son liderados por los adolescentes y el líder de la iglesia, ellos se encargan de fomentar valores y principios, a parte de tener a los niños ejercitados.

Pero hacen falta demasiads cosas. Una de las más importantes es lograr que todas las familias vivan con lo básico. Lograr energía eléctrica para la comunidad, aumentar la cantidad de profesores y de crear proyectos de sostenibles.

Laura Viera A: ¿Por qué se centran en Bahía Málaga?

Ángela Vásquez Benavides, fundadora de Fundación por una Sonrisa: En primer lugar es el propósito de Dios, y por otro lado Es una población donde las ayudas no llegan, muchas personas solo llegan a Juanchaco o Ladrilleros, y desconocen esta zona. En particular la comunidad de la Sierpe donde hay hombre y mujeres pujantes y niños soñadores.

 

Dandolo Todo

El equipo de la fundación no es grande. Son unicamente tres comunicadores sociales, 1 ingeniero electrónico, cuatro diseñadores gráficos. Todos ellos son «toderos» y multifaceticos en la Fundación, y el que lleva menos tiempo siendo parte de equipo, lleva 2 años.

Fundación Por Una Sonrisa © Solkes

Todos son voluntarios y más que ser el equipo de la Fundación, han creado una familia. Este equipo sueña en grande y saben de primera mano que el trabajo es duro pero la satisfacción es enorme. Por eso, cuando deben trabajar un fin de semana o en las noches enteras, las trasnochadas, todo vale la pena.

Luego de hablar durante horas con Ángela Vásquez Benavides se nos achico un poco el corazón. La realidad supera la ficción. Pareciera que para el gobierno la educación y la buena alimentación de los niños y sus familias, no es una prioridad. La población adulta de la Sierpa es en su mayoría analfabeta.

El equipo de la fundación sabe que es posible hacer algo permanente por los demás, en medio de nuestros trabajos, familias o vida social, siempre habrá algo por aportar. Así mismo, que al despojarnos de la mentalidad (gana – gana o remuneración) se logra otro estado de felicidad o satisfacción incluso de propósito en la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *