No es fácil regresar

Por: Solkes
Traducido Por: Laura Viera A
Fotos: Nessa Twix

No es fácil regresar. Esas cuatro palabras son fáciles de decir, son extremadamente verdaderas, lo cual lo hace más difícil de vez en cuando. Sin duda alguna, la vida de expatriados puede ser muy emocionante. Y, es fácil entender la razón por la cual esto es así. Hay tantas experiencias nuevas, aventuras, momentos que la vida es amarga dulce la mayor parte del tiempo.


Foto: Nessa Twix
© all rights reserved.
Todas las experiencias y desafíos de la vida en el extranjero ayudan a formar a una persona. Nos enseña nuevas habilidades y mejora nuestras capacidades, crea nuevos significados en la vida que se convierten en valiosos recuerdos, que obviamente, vale la pena tener.

Pero, la vida del expatriado no es siempre color de rosa, brillante y perfecta. Muchas personas que viven lejos de sus países de origen se sienten algo en limbo, como si no estuvieran ni aquí ni allá. Este sentimiento es bastante comprensible dado que para muchos, la vida en el país anfitrión es percibida como temporal. Pero, el mayor problema es que a medida que pasa el tiempo "casa" en el país natal se vuelve más distante.

Es una situación "sin raíces" en la que la gente está. Y tal vez, la solución podría ser quedarse en el extranjero o decidir regresar. Pero, volver atrás no es una tarea fácil. La principal preocupación es que mientras está temporalmente en el extranjero, la vida continúa, como debería. Esto significa que las familias se establecen, el progreso de las carreras y las hipotecas de la vivienda se les paga.


Foto: Nessa Twix
© all rights reserved.

Más aún, volver a casa puede no ser fácil, y de hecho, puede ser percibido como comenzar de nuevo.

A pesar de estar equipados con nuevas habilidades, experiencias y perspectivas, en el momento de la repatriación, las personas mismas se encuentran en medio de una situación "extraña" y aburrida donde hay que encontrar un trabajo, nuevos arreglos y renovaciones sociales.


Foto: Nessa Twix
© all rights reserved.
Por lo tanto, supongo que podríamos decir que el cambio es de esperar. Y, no planificar los cambios puede ser la mayor razón para tener dificultades. Por esa razón, usted debe estar listo para hacer frente a los cambios en sí mismo, otras personas, lugares y estilos de vida, como resultado del movimiento en sí y el efecto del tiempo.

El uso de la continuidad de ciertas cosas siempre debe ser una opción. No importa la cantidad de tiempo que alguien pasó en el extranjero y el país en el que vivió, hay ciertas cosas que han permanecido las mismas en casa.

La gente que vuelve a su país después de vivir lejos por algún tiempo experimenta choque cultural reverso. Este choque se caracteriza por los aspectos psicológicos, emocionales y culturales de la reentrada.

Es importante señalar que el fenómeno del choque cultural es bien conocido. Sin embargo, el choque cultural inverso no es tan reconocido y entendido. Entonces, ¿por qué debería "regresar a casa" resultado en el choque cultural?

Puede ser útil pensar en Reverse Culture Shock en términos del choque cultural que uno experimenta al trasladarse al extranjero. Muchos de los mismos eventos y circunstancias que crean estrés al adaptarse a una cultura extranjera también crean estrés al regresar.


Foto: Nessa Twix
© all rights reserved.

Muchos aspectos del shock cultural inverso son subjetivos. Esto significa que cada persona tendrá una experiencia única en la readaptación a su cultura de origen.

Por extraño que parezca, los expatriados se vuelven cada vez menos familiarizados con su hogar. Regresar trae una manta de niebla sobre la percepción, como un miembro de la audiencia que camina alrededor en un ajuste que es familiar pero todavía irreal.

Ser un expatriado es una larga y profunda experiencia internacional que trae consigo grandes cambios profesionales y personales. Un ejemplo perfecto es que, las normas y los valores de su país de origen se ven desde una perspectiva fresca. Todo se ve con un nuevo conjunto de ojos. Además, los expatriados pueden comenzar a sentirse frustrados o confundidos. Después de todo, el expatriado fue a una tierra extranjera durante años, con vistas, sonidos y olores exóticos y nuevos. Me sentía reducido a una escala de emociones.

 


*** SOMOS LO QUE ESCRIBIMOS ***

Solkes Magazine | Web design & development: Laura Viera Abadía & Nicolás Chamás Türk | © 2016 all rights reserved.

Términos & Condiciones | Protección de datos